• català
  • español
  • english

  • Main menu:

    sigue en vivo

     

    Mountaineers for Himalayas Foundation

     

    sigue en vivo




     

    Llistat de noticies:

    RSS Español
    patrocinadores

    Links:

    MARATÓN DE MADRID

    30/04/2009

    Lo siento, este artículo no está disponible en españolHacía tiempo que quería correr una Maratón normal, o sea, de la medida oficial (42,195 Km.), y sobre asfalto, para tener un tiempo de referencia en esta prueba; pero entrenarla específicamente me daba mucha pereza.  Por ello, cuando hace dos sábados un compañero me propuso de ir a hacer la de Madrid el domingo siguiente, al haber quedado una inscripción libre por culpa de una lesión en moto de uno del grupo, me pareció una oportunidad perfecta.  Me encontraba en suficiente buena forma después de correr y preparar durante 5 meses la “Marathon des Sables”,  y a pesar de no tener casi nada a ver una carrera con la otra, forzosamente el volumen que llevaba en las piernas me debía servir para aguantar la de Madrid, sin tener que pasar por la disciplina de entrenar una Maratón de forma específica.  Y como todavía me quedarían tres semanas para recuperarme antes de la expedición al Mc.Kinley, me decidí y, contrariamente a lo que todo el mundo hace, me apunté a correr una Maratón sólo una semana antes.

    De resistencia en las piernas sabía que no me faltaría con la cantidad e Kilómetros acumulados de los últimos meses, pero lo que me preocupaba más era el ritmo de carrera para poder hacer un tiempo digno, pues estaba acostumbrado a correr mucho más lento para hacer muy largas distancias; y el hecho de hacer tantos kilómetros en asfalto con el riesgo de sobrecargarme mucho al no estar habituado.  Pero contra estos dos handicaps, tenía un factor positivo: Estaba con muchas ganas de correr y de apretarme para hacer un buen tiempo personal; y en estas cosas, a parte de la preparación física, el tema ‘coco’ también es importante.

    Mi objetivo era intentar estar por debajo de las tres horas y media; y el pasado domingo (día 26 de abril), me presenté en la línea de salida de la madrileña Avda. de la Castellana, bajo una fina lluvia constante, con la intención de seguir a un corredor de la organización que marcaba con un globo  el ritmo de carrera para hacer este tiempo.

    Por suerte me encontré mejor de lo que pensaba siguiendo aquel ritmo, y antes de los 30 minutos de haber salido, me decidí a alcanzar el otro ‘globo’ que llevaba el corredor de la organización para marcar el ritmo de 3h15’.  Después ya estuve casi toda la carrera por delante de este globo, corriendo a un ritmo constante de entre 13 y 15 Km./hora.  Pasé la media maratón en 1h30’ exactos, y ya veía que sólo dependería de los últimos 10 Km. para ver si sería capaz de aguantar un ritmo que me permitiese entrar en meta por debajo de las tres horas y cuarto.

    Evidentemente, hacia el Km. 35 ya empezaba a estar bastante tocado y el ritmo máximo al que podía correr ya sólo era de entre 11 y 13 Km./hora, pero todavía me parecía suficiente para no me pillase el ‘globo’ de las 3h15’.  Luego fue cuando en una subida bastante pronunciada ya en el Km. 39, enfocando  casi hacia la zona de llegada del Parque del Retiro, me atrapó el corredor del ‘globo’ citado, y me llevé un susto importante.  Lógicamente, aquello me aportó la motivación necesaria para forzar un poco y pude incrementar el ritmo lo justo para entrar en meta finalmente con 3h12’44’’.
    El tiempo, para alguien como yo, es ya una excelente referencia, pues a pesar que soy corredor habitual y llevaba muchos Km., no había entrenado específicamente; y os aseguro que para hacer este crono, hay que ir muy rápido durante mucho tiempo.

    No os cuento como me quedaron las piernas durante los dos días posteriores a la carrera, pues parecía John Wayne con piedras dentro de las botas…  pero pude entender porqué hay tanta gente que se engancha a las Maratones y que se llega a obsesionar todo el año con los ritmos, las series, las velocidades por Km., etc… Al final, aparte de una afición y una manera de hacer salud para muchos, es una forma de irse poniendo a prueba uno mismo y ayudar a superarse y a conocerse mejor uno mismo.

    Para acabar, agradecer a Joaquim Tribó, que se lesionó seriamente la rodilla en una caída en moto hace un mes, que me cediese su plaza y me dejase correr en su nombre en la Maratón de Madrid.   Te dedico mis 3 horas y pico gozando y sufriendo por el maravilloso circuito urbano madrileño, y te doy todos mis ánimos para que te recuperes pronto y estés igualmente motivado para entrenar y poder participar lo antes posible tu octava maratón.

    ALBERT BOSCH

    ¡Participa! Escribe un comentario




    Els vostres comentaris

    Comentario de Quim Tribó
    Fecha: 22 May 2009, 14:50

    Gràcies gràcies … encara que t´haig de dir que em poses difícil superar la “meva ” millor marca
    …No dubtis que ho intentaré!!
    Felicitats!!

    Comentario de xevi miro
    Fecha: 22 May 2009, 14:35

    tu per madrid i sense avisar? sort qu estic a singapur eh!

    Comentario de Arcadi
    Fecha: 4 May 2009, 21:20

    Qui ho havia de dir.
    Amb els tacos que ja atresores i fent aquestes marques!
    Enhorabona